martes, 17 de septiembre de 2013

Madrid, 17 de septiembre de 1913

Hace cien años en Madrid...


  Miércoles 17  
Máxima    17,8º
Mínima    7,2º


Tal día como hoy del año 1913 eran noticia:
Las noticias se centraban en el Consejo de Guerra contra el capitán Sánchez... poco más.
Fallecimiento de Miguel Ferrero y Fernández - El Consejo de Guerra contra Sánchez - En las fotos: Más sobre el Consejo de Guerra - Una exposición de niños en Misceláneos del 13.


1913
SEPTIEMBRE
L M X J V S D
1 2 3 4 5 6 7
8 9 10 11  12  13  14 
15  16  17  18 19 20 21
22 23 24 25 26 27 28
29 30 .





Fallecimiento de Miguel Ferrero y Fernández
Fallece en Madrid este día de hace cien años a las ocho y media de la mañana el diputado a Cortes por Fraga, D. Miguel Ferrero y Fernández. De familia humilde, dedicó parte de su vida a la medicina rural en San Pedro de Pinatar (Murcia). En la Villa y Corte no ejercía la medicina sino que se dedicó a la explotación de varios negocios que le proporcionaron importantes ingresos.

Gran entusiasta de la Prensa, organizó el servicio médico de la Caja de Pensiones y Socorros de la Sociedad Editorial.

Había sido uno de los más fervorosos admiradores de Castelar, a quien ofreció, para que dilatase por algún tiempo su amenazada existencia, la finca que en San Pedro de Pinatar disponía.



El Consejo de Guerra contra Sánchez
Continuaba el juicio contra el capitán Sánchez, presunto asesino de D. Rodrigo García Jalón. El pueblo madrileño seguía con gran atención este caso a través de los periódicos. Al no existir televisión en aquellos tiempos, muchos se acercaban al lugar del juicio para conocer de primera mano los últimos rumores y ver en vivo y en directo a los implicados.
La fotografía corrobora lo que comentamos. Se trata del momento en que la hija del capitán, María Luisa, sale de Prisiones Militares para volver a su domicilio, que era la Cárcel de Mujeres.


La Prisión Militar y Cuartel del Rosario estaba ubicada en el antiguo convento de San Francisco (anexo a la Basílica), que desapareció bajo la piqueta en 1961 para realizar la ampliación de la Gran Vía de San Francisco.




Misceláneos del 13
En Londres, organizado por el "Given-Wilson Institute", entidad que tenía por objeto la protección de la infancia, se celebraba una exposición de niños. ¡Menuda protección de la infancia!






Humor centenario

Diálogo:
-En cuanto que lleguemos a generales este y yo,
las azquirimos a ustés pa generalas consortes.
-¿De veras?... ¡Pues a ese paso, en breve momificás!


Las fotos
Varias fotografías tomadas durante el extenso y tedioso juicio contra el capitán Sánchez.

El general Tovar presidiendo el Consejo de Guerra que juzgaba al ex capitán Sánchez y a su hija María Luisa, procesados como autores del asesinato de D. Rodrigo García Jalón, cometido en un pabellón de la Escuela Superior de Guerra. Sánchez ante sus jueces.


La hija del ex capitán Sánchez, acompañada de su abogado defensor, Sr. Cabrera, en una de las celdas de Prisiones Militares, durante la celebración del Consejo de Guerra.


Sánchez abrazado a su abogado defensor, Sr. Serrano Batanero, agradecido por la brillante defensa que estaba realizando en el Consejo de Guerra.


Bernabé Polo (X) y los demás ordenanzas de la Escuela Superior de Guerra, testigos en el proceso, y algunos de los cuales, como el citado, estuvieron encausados por falsas imputaciones de María Luisa.



Recetas de la bisabuela
PARA EL MES DE DICIEMBRE (III)
Cochinillo ó tostón en galantina
Un cochinillo muy tierno. Un cuarto de kilo de ternera. Medio kilo de jamón. Medio kilo de tocino. Cuatro huevos.

El cochinillo ó tostón, debe elegirse bien jovencito y bien gordo. Se chamusca toda la cerda, se raspa hasta que queda bien blanco, se abre por la parte de la panza, se sacan los higadillos y el corazón y bien limpios y lavados se dejan en un plato. Limpiase el cochinillo por dentro perfectamente, sacándole el intestino, y terminada esta operación, se procede á deshuesarle perfectamente con un cuchillo de punta, procurando que queden las patas y la cabeza enteras sin que se rompa la piel.
Para conseguir esto, se cortan las cuatro pezuñas y se dan unos golpes en las articulaciones de las patas, y con sumo cuidado vase raspando con el cuchillo pegadito al hueso, de modo que llegan á quedar las patas del revés, como cuando se vuelve una media; quitado el hueso se da la vuelta para que queden en su posición natural. El mismo procedimiento se emplea con la cabeza, y hecha esta preparación y sacados también los huesos del arca del cuerpo, se extiende el tostón sobre un paño para rellenarle. El relleno se hace del modo siguiente:
Cuécese el jamón, la ternera y los higadillos del cochinillo. La mitad del jamón se corta en tiras de un dedo de gruesas. El tocino, la mitad en tiras como las del jamón y la otra mitad en lonchas no tan gruesas.
La ternera, el jamón restante y los menudos del tostón se pican bien picados y con las cuatro yemas de huevo batidas, se hace una masa con la cual se va rellenando el cochinillo, entremezclando con ella tiras de jamón, tiras de tocino, almendras dulces partidas por medio y trufas en pedacitos. Cuando está bien lleno (cuidando que no lo esté en demasía porque al coserlo estallaría la piel), se cose por la panza y se le frota perfectamente con zumo de limón. Cúbrase todo él con las lonchas de tocino, cósase en una estameña nueva y cuezase en una cacerola preparada con una botella de vino blanco de rueda y un litro de agua, los huesos del cochinillo, unas cortezas de jamón, bastantes huesos de ternera y huesos blancos de vaca, una hoja de laurel, una rama de perejil, una cebolleta, unos dientes de ajo y una zanahoria.
Al cochinillo se le atan con un cordón las dos patas traseras y las dos delanteras, cuidando al rellenarle de que conserve la cabeza y todo él su forma.
Se pone en la cacerola cuando está templado el caldo, se le hace cocer á todo fuego veinte minutos y se retira para que cueza á fuego lento y sostenido tres horas. Se saca del agua y se deja enfriar en la estameña, se descose ésta, se quita el tocino y se coloca en la fuente sobre un lecho de galantina que se hace así:
El caldo donde se coció el tostón se cuela y si hubiere quedado muy reducido se le añade un poco de caldo del cocido; se echa una clara de huevo muy batida en dos dedos de agua y se revuelve dejándolo hervir; alrededor de la clara va subiendo toda la espuma y demás de los huesos y queda el caldo transparente; se cuela por un cedazo y se deja enfriar; cuando está frío, que estará cuajado, se parte en la forma que se quiera, menudito ó en cuadrados ó en triángulos y se coloca debajo y alrededor del cochinillo. Es un entremés frío, delicioso. Para que la galantina salga más sabrosa, conviene substituir los huesos de vaca por huesos de ave ó por un cuarto de gallina, y para que salga dorada, debe taparse la cacerola con tapadera de tela metálica.

Coste aproximado, 8,25 pesetas.



Publicidad con solera




© 2013 Eduardo Valero García - HUM 013-220 EFEMERIDES1913


.