domingo, 10 de marzo de 2013

Madrid, 10 de marzo de 1913




Efemérides del 10 de marzo de 1913
El 10 de marzo de 1913 fue lunes.

Contenido:
Apagón de la "Electra" - Sobre la velocidad de los automóviles - Arroz en las recetas de la bisabuela.


El sol apareció a las 06:34 y se marchó a las 18:16 horas. Luna nueva.
La temperatura máxima a la sombra fue de 17,8º y la mínima de 5,1º. Día con cielo despejado. Humedad del 65%.

Santos del día:
San Melitón y San Macario.


1913
MARZO
L M X J V S D
. . 1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11  12 13  14  15 16
17  18 19  20 21 22 23
24 25  26 27  28 29 30
31



Este día los madrileños hacen un repaso de las elecciones provinciales celebradas el domingo.


Apagón de la "Electra"
Todos los abonados a la Cooperativa de electricidad "Electra" sufren un apagón por la noche. Los afectados son los cafés, comercios, domicilios particulares y varios teatros, algunos de los cuales se vieron obligados a suspender la función. Podemos mencionar el teatro Eslava, Comedia, Novedades, e incluso el Frontón Central, con los luchadores en plena faena.
En Telégrafos estuvo suspendido el servicio durante tres horas por falta de fuerza motriz para que funcionasen los aparatos.
El negocio de las velas, que costaban 10 céntimos, prosperó aquella noche.
La noticia venía acompañada del anuncio de la subida de la luz para el día 15 de marzo. Cien años después la luz sigue masacrando el bolsillo de los madrileños.



Sobre la velocidad de los automóviles
El Gobierno civil remite a la Alcaldía la siguiente nota, que se refiere a los aparatos indicadores de la velocidad de los automóviles:
"El 8 de abril de 1912 el Automóvil Club recurrió contra Acuerdo del Ayuntamiento imponiendo a cada coche la obligación de ir provisto de un aparato que, por detalles exteriores, indique que la marcha del vehículo es superior o no a la reglamentaria.
El 1 de Junio de dicho año, el gobernador desestimó en todas sus partes este recurso.
Los recurrentes se fueron a lo Contencioso y en 31 de enero de este. año el Tribunal provincial Contencioso-administrativo remitió copia de las pretensiones de suspensión de los efectos de la providencia gubernafiva, cuyas pretensiones, a petición del fiscal, fueron declaradas improcedentes y denegadas.
El día 3 de febrero último, el gobernador ofició al Tribunal, manifestando su absoluta conformidad con la petición fiscal por no causar perjuicio irreparable la resolución recurrida, y porque el interés público aconseja se rechace la suspensión solicitada por el Real Automovil Club.
El pleito debe seguir su curso, sin que tenga que ver en él el Gobierno civil."



Humor centenario
Sátira sobre los luchadores japoneses que estos días competían en el Frontón Central
Leyenda:
¡Se quedan solos luchando!


Las fotos
Un automóvil en 1913. La fotografía corresponde al Archivo Fotográfico de la CAM. Es propiedad de Coro Morales Asúa.



Recetas de la bisabuela

ARROZ A LA MILANESA
En una cacerola se pone manteca con bastante cantidad de cebolla bien fina, cuando empieza a dorar se echa el picado que se tiene preparado, que es jamón, tomates y anchoas (para cada libra de arroz dos anchoas; cuando esto está dorado se echa el arroz, dejando que coja color: se le añade un poco más de jamón a pedacitos; se le echa salsa de carne o caldo, se deja hervir a fuego vivo, y antes que se consuma el caldo se le agrega queso rayado: se tiene un molde untado de manteca y polvoreado de galleta molida, se pone el arroz en el molde y se coloca al horno; al servirse se saca del molde. A este arroz puede ponerse pollo o pescado.

ARROZ CON PICHONES
Se asan los pichones cortados á pedazos en una cazuela con manteca y sal, á medio dorar se le pone cebolla bien picada en bastante cantidad, se le agrega tomates, y cuando están fritos se le pone una rebanada de sobreasada, dándole vueltas para que se una bien con el tomate; se lava el arroz en un colador, aprisa, que no se ablande, y con la mano se escurre bien, se echa á la cazuela, moviéndolo continuamente hasta que esté dorado. En el momento de servirse se hace una picada de ajo, perejil, dos granos de pimienta negra y un hilo de azafrán, y con el agua suficiente se echa esta picada para que cueza con fuego vivo, con cuidado que no se pegue del fondo, y se sirve á gusto de cada uno.

ARROZ DE SABOYA
Póngase á hervir carne de ternera, gallina, tocino, butifarra y un poco de jamón; cuando esté cocido se corta en pedazos bien pequeños; después se sofríe en una cazuela con manteca un poco de cebolla menuda, tomates, y se echa á freir lo que ya se tiene picado; después se agrega el caldo, y cuando está hirviendo se echa el arroz, pero éste no tiene que estar muy cocido; una vez fuera del fuego, se baten seis huevos y se le echa por encima; se pone fuego arriba para que quede encima del arroz como una tortilla dorada, y se sirve en la misma cazuela.

ARROZ CON BACALAO
En una cazuela, puesta la mitad aceite y manteca, se trincha cebolla bien fina en bastante cantidad y tomates asados, cuando están á medio freir se pone una rebanada de sobreasada, y bien deshecho y unido se añade el bacalao, que se tiene preparado de la manera siguiente: en seco se asa (para una libra de arroz tres onzas de bacalao), cuando está asado se abre en hilachas y se pone en agua, lavándolo bien para desalarlo, se exprime y se echa en la cazuela del frito, se da un par de vueltas y se pone el arroz y se sofríe todo junto. Se machaca un grano de ajo, una ramita de perejil, azafrán, pimienta; con agua ó caldo se deslíe, y se echa el arroz para que hierva con fuego vivo.

ARROZ PAELLA VALENCIANA
A este arroz puede mezclarse toda clase de aves, carnes y pescados; pero del modo que va la explicación es lo bastante para que quede bueno. En una cacerola se pone manteca y bastante cantidad de cebolla muy fina, cuando está frita se le echa sepia ó calamares, que ya se tienen fritos aparte, pollo, conejo, carne de cerdo ó costillas, butifarra blanca y un poco de jamón picado; cuando esto está dorado, se agrega tomate sin piel, sobreasada picadita, almejas, que ya se tienen preparadas, abiertas, y el agua de ellas se guarda para el arroz; luego se echa el arroz para que dore. Se echa el agua suficiente para que ablande, y á fuego vivo se cuece el arroz; luego se le añade una picada de un grano de ajo, perejil, pimienta, toda esta picada se agrega al arroz; cuando empieza á secarse se pone un pimiento asado, cortado á tiras largas, se coloca por encima y se sirve en la misma cacerola.



Publicidad con solera





© 2013 Eduardo Valero García - HUM 013-056 EFEMERIDES1913


.