lunes, 23 de agosto de 2010

Panteón de los Hombres Ilustres. Ayer y hoy



En nuestro paseo por la historia hemos conocido los detalles que llevaron a la construcción del Panteón de los Hombres Ilustres, obra maestra de Fernando Arbós y Tremanti.

Finalizadas las obras en 1901, pronto serán trasladados los restos de ilustres hombres. La historia de estos próceres no queda ajena a nuestro interés y de ellos hablaremos en otro apartado. Ahora nos centraremos en descubrir el Panteón de ayer y revivirlo en el de hoy.

Panteón de los Hombres Ilustres. Ayer y hoy

La construcción del Panteón, residencia eterna de los hijos preclaros de nuestro pueblo, finalizará en 1901.  A finales de aquel año serán trasladados los restos mortales de Palafox, Castaños, Concha, Prim y Ríos Rosas.
Aquellos hombres ilustres ya habían estado sepultados en la iglesia de Atocha hasta su traslado al convento de Santo Tomás.

La situación política de comienzos de Siglo XX, complicada y bañada en sangre, convirtió Madrid en un trágico escenario de atentados y asesinatos.
Personalidades de la política española fueron víctima de aquellos tiempos negros, perdurando su memoria en los monumentos funerarios instalados en el Panteón Nacional.

Como en todas los temas políticos, había opiniones contradictorias sobre quiénes merecían ser enterrados en el Panteón. Así, a la muerte de Sagasta, un periodísta escribió:

'EL FUSIL' Madrid, 12 de enero de 1903

Los años de abandono
Desde los años 30 y hasta la década de los 80 el Panteón pasó a un estado absoluto de abandono, hasta que Patrimonio Nacional procedió a su restauración y posterior apertura al público.

Quienes frecuentaban las tumbas eran los familiares directos de quienes allí reposan, acompañados por personalidades de la política y la sociedad en los aniversarios, y en fechas señaladas como el día de Todos los Santos. Así queda reflejado en esta noticia de "La Libertad" del 2 de noviembre de 1932.



En la revista "Madrid, turístico y Monumental" del año 1935 se anuncia el Panteón como un lugar que puede ser visitado, eso sí, pidiendo permiso al guarda.


En "El Siglo Futuro" del año 1936 también se promociona la visita del Panteón, en este caso con un horario definido aunque sigue siendo necesario hablar con un conserje.


En los años 50 el padre del autor de estos artículos visitó aquel olvidado Panteón. Su recuerdo es el de un lugar  triste, alumbrado con una amarilla bombilla y muy deteriorado. Las tumbas, de gran valor artístico, se presentaban sombrías y descuidadas.

En 1970 se construirá el colegio de Nuestra Señora de Atocha en el solar que existía entre la Basílica y el Panteón, dejando el Campanil aislado y sin posibilidad de acceso.

En el presente artículo mostramos noticias e imágenes del Panteón de los Hombres Ilustres de ayer  para conocer la vinculación de éste con la sociedad madrileña de comienzos de Siglo XX.
Las imágenes del Siglo XXI muestran la belleza de un legado de gran valor histórico y artístico.

El Panteón en 1902
Lejos de pretender documentar los funerales de cada uno de aquellos próceres que descansan en el Panteón, consideramos de interés difundir algunas imágenes obtenidas de los periódicos de época, quizá hoy como hecho anecdótico, que en su momento formaron parte de las noticias más relevantes de las que se hizo eco toda la sociedad española.

'LA ILUSTRACIÓN ESPAÑOLA Y AMERICANA' del 15 de enero de 1903 muestra el momento de la llegada del féretro de Sagasta al Panteón de los Hombres Ilustres
En la ilustracion inferior, también de la revista 'La ilustración Española y Americana' del 15 de enero de 1903, podemos ver un momento del traslado del cadaver de Sagasta por Atocha, donde es visible el Panteón.


En esta otra imagen, que muestra el interior del Panteón desde la entrada principal, podemos apreciar al fondo la tumba del General Prim.


De la tumba del General Prim sólo queda una marca en el suelo. Fue trasladada a Reus en el año 1971 donde reposa desde entonces con algunas variaciones en el diseño de su primitiva estructura.
Es obra de Plácido Zuloaga (1834-1910), gran impulsor del arte del damasquinado a mediados del Siglo XIX.

En las fotografías inferiores, tomadas a principios del Siglo XX, podemos apreciar la ubicación de la tumba y el maravilloso enrejado que la protegía.



En esta otra fotografía, tomada en su actual emplazamiento, vemos con más claridad la increible belleza del damasquinado del artista Zuloaga.



La imagen inferior corresponde a una portada de la revista Gedeón del año 1908 donde podemos ver un dibujo de la tumba del General Prim, con motivo del Aniversario de la Gloriosa.




Muchos más mausoleos se encuentran en la actualidad en el Panteón, mencionar la tumba del General Prim en este apartado es un recordatorio de que un día estuvo emplazada allí y formó parte de las noticias y vivencias del Madrid decimonónico.

Noticias de ayer

Asesinato de Prim
Muerte de Sagasta 1903
Muerte de Canovas 1906
 Funeral de Canalejas 1912
Aniversario muerte Canalejas
Mausoleo de Dato 1928
Mausoleo conjunto. La Ilustarción Artística, 6 de mayo de 1912

Pincha sobre el titular para ver la noticia completa

Estas son algunas noticias aparecidas en los principales medios de comunicación de la época. Las trágicas muertes de ilustres hombres causaban un fuerte impacto en la sociedad madrileña que aún no despertaba de aquella pesadilla ocurrida el 31 de mayo de 1906, cuando el anarquista Mateo Morral atentó contra la vida de Alfonso XIII y su esposa Victoria Eugenia de Battenberg al paso del carruaje Real por la calle Mayor.

Noticias de hoy
La noticia más destacable en los últimos años es la tarea de restauración practicada sobre los mosaicos que adornan el Panteón.
Estos mosaicos, realizados con teselas vítreas venecianas, están repartidos en paredes, suelo y techo.
En la resaturación llevada a cabo en 2003, se saneó el soporte donde los morteros de cemento natural y romano aparecían arenizados debido a las humedades interiores que sufrían como consecuencia de las numerosas grietas verticales que aparecían en sus paredes.
Estas grietas eran producto de la desestabilización estructural de la entrada del edificio producto de los movimientos del suelo.
Con el sellado de estas grietas y la restitución de los morteros del soporte, se inició la limpieza y reposición de las teselas que configuran los diversos mosaicos. Se reutilizaron las teselas existentes aunque hubo que hacer fabricar otras debido a que los colores cien años después han modificado sus tonalidades.
En la actualidad, estos mosaicos se pueden ver completos y con todo su esplendor. (Fuente: http://hdl.handle.net/10261/8093)


Durante el VII Congreso Ibérico de Arqueometría celebrado en Madrid los días 8 y 9 Octubre de 2007, evento organizado por el Instituto de Historia (IH-CSIC), el Museo Arqueológico Nacional y SAPaC, se presentó el siguiente documento como apoyo a la disertación:

Documento en PDF
Noticia sobre la tumba de Prim
Recientemente hemos conocido la noticia de la restauración de la tumba del General Prim  y el estudio de su cadáver. Puede ver la noticia completa siguiendo este enlace